¿Tu primer Smartphone? 5 consejos para dominarlo

nada

  • Pocas Apps pueden manejar gran número de tareas
  • Cómo asegurarlo en caso de robo o perdida
  • ¡Cuidado con el GPS!
  • Administrá las fotos para nunca perderlas y conservar espacio libre
  • Que no se ponga lento. Aprendé a conservar la performance en el tiempo

 [dt_gap height=”10" /]

Todos hemos pasado por nuestro primer teléfono inteligente. Una total computadora de mano, pero ¿cómo le saco provecho? Repasemos 10 puntos básicos que todo usuario debería conocer sobre su smartphone.

Las mejores e indispensables Apps:

Facebook, Twitter, Instagram y Whatsapp parecerían demasiado universales como para siquiera mencionarlas, pero aquí están. Son las redes sociales y de mensajería más populares del mundo. Si de comunicación se trata, no busques más. También necesitaremos tomar notas y crear recordatorios con el teléfono, para eso nuestra favorita es Google Keep, aunque solo está disponible para Android por ahora, en Windows Phone e iOS te recomendamos probar Evernote y OneNote. En todos los casos podremos sincronizar con la nube y acceder al contenido desde la página web de la App.

Si de música se trata Spotify casi no tiene competencia. La versión gratuita es lo suficientemente buena aunque debemos prestar atención al plan de datos que tengamos contratado, ya que el streaming de audio puede consumir rápidamente esos gigas disponibles.

Para edición de fotos casual (filtros, recorte y ajustes básicos) no te pierdas Aviary, Rookie y Layout (esta última por ahora solo para iOS aunque muy pronto estará en Android). También se destacan Retrica, VSCO Cam y Snapseed. En todos los casos estas Apps son gratuitas pero tienen funcionalidades extras que requieren comprar un paquete de pago (algo muy común hoy día).

El teléfono también nos ayuda a trabajar: Office está disponible desde hace un año en las tiendas de Apps y es una de las mejores opciones para administrar documentos “on the go”. Si sos usuario de Windows Phone ya lo tenés integrado en el sistema operativo, para iOS sin embargo hay que descargarlo de la AppStore al igual que en Android. Como alternativa a la solución de Microsoft también están las Apps de Google Drive para trabajar con documentos. Google Docs, Google Sheets y Google Slides son un reemplazo excelente de Word, Excel y PowerPoint. Al mismo tiempo son totalmente compatibles con documentos creados en otros programas (como los de Office de Microsoft). También sincronizan todo con Google Drive, de forma que nunca perdamos un archivo.

La seguridad lo es todo

connected

El smartphone como epicentro de una vida donde todos nuestros datos se contienen en un pequeño chip.

Nunca te olvides que tu teléfono contiene todos tus datos privados. Tus e-mails, mensajes, contactos, mapas, fotos, recuerdos… todo. Si lo perdés o te lo saca alguien se llevó consigo la información de quien sos. En estos casos, créeme, tener que comprar otro equipo es el menor de los problemas.

Tampoco hay que entregarse a la paranoia. Con ser coherentes alcanza y sobra. Los sistemas operativos de los smartphones, tanto Android, iOS como Windows Phone y BlackBerry incluyen mecanismos de protección de los datos. ¿Qué deberías activar?

  • Un código de bloqueo: es lo más básico. Incluso se pueden configurar opciones para que si alguien pone muchas veces un código incorrecto los datos se autodestruyan.
  • Si hay opción de huella: huella. Algunos teléfonos de gamas más altas incluyen un sensor de huella digital en complemento al código de bloqueo. Si bien mucho debate hubo acerca de que no es un método infalible ciertamente no es simple saltearlo. Si nuestro smartphone tiene la opción de desbloqueo biométrico, usémoslo.
  • Vincular nuestra cuenta y habilitar GPS de recuperación: Tanto iOS, Android como Windows Phone tienen un servicio de cuenta propio del fabricante. En Windows es tu Microsoft Account, en Android es la cuenta de Google y en los móviles de Apple es la cuenta iCloud. Cuando configuramos el teléfono por primera vez se nos proponen estas opciones. Deberíamos configurar una cuenta nueva (o una que ya tengamos) para que el equipo quede vinculado a nuestra identidad web. De esa forma los fabricantes nos permiten ubicar nuestro smartphone por GPS e incluso borrar los datos que contiene.

¡Cuidado con el GPS!

El GPS de nuestros teléfonos es una herramienta muy útil. Nos sirve para navegar por los mapas interactivos donde sea que estemos, compartir datos de la ubicación de nuestras fotos en las redes sociales y hasta recuperar el equipo si lo perdemos. El problema que tiene esta tecnología es que muchas Apps utilizan el chip GPS de forma indiscriminada y esto puede causar que la batería se agote rápidamente.

Deberíamos chequear en la configuración de nuestro smartphone qué Apps tienen permitido utilizar el GPS. Las que no corresponda: fuera! Se lo apagamos. La gran mayoría de las Apps pueden seguir funcionando sin acceder la ubicación. En Windows Phone encontramos esto en Configuración > Localización. En Android suele estar en Ajustes > Ubicación (aunque esto puede variar de acuerdo al fabricante). En los equipos iPhone elegimos la configuración del GPS desde Ajustes > Privacidad > Localización.

No pierdas ni una foto, pero tampoco agotes la memoria

Los smartphones tienen cámaras impresionantes hoy día. Esto se traduce en dos cosas: en primer lugar se convirtieron en nuestros nuevos equipos predilectos para tomar fotos casuales. Simplemente son lo suficientemente buenos y prácticamente hicieron desaparecer a la cámara clásica de bolsillo. En segundo lugar sucede que la memoria interna del equipo se agota muy rápido si sacamos gran cantidad de fotos o peor aún, si filmamos mucho.

Lo bueno es que todo teléfono inteligente tiene la capacidad de subir automáticamente las fotos y videos a Internet cuando estamos conectados a WiFi. Esto nos permite resguardarlas en caso que algo le suceda al equipo y de paso poder liberar la a veces saturada memoria del teléfono. Si bien cada fabricante ofrece su solución integrada (que suelen ser muy buenas) hay un par de Apps que no podemos dejar de destacar:

Carousel (de Dropbox): Esta aplicación es a mi criterio la mejor de su clase. Tenemos que tener una cuenta gratuita de Dropbox para utilizarla. Lo que hace una vez configurada es como tantas otras comenzar a realizar copias de seguridad de nuestras fotos (vía WiFi o 3G según seleccionemos) y lo más interesante es que analiza cuanto almacenamiento libre hay en el teléfono. De esta forma cuando detecta que nos quedamos sin espacio verifica que ya tenga copia de las fotos más viejas y las borra del equipo, haciendo espacio para que siempre entren más. Adicionalmente a todas estas funciones si instalamos el cliente de Dropbox en nuestra computadora todas las fotos se sincronizarán automáticamente vía Internet por lo que no tendremos que siquiera conectar el celu a la PC para descargarlas.

Flickr: La plataforma de fotos de Yahoo! es uno de los mejores servicios para administración de fotos en línea, y con 1000 GB de almacenamiento gratuito es difícil encontrarle competencia. Cuenta con una App (disponible para iOS y Android) que al igual que Carousel permite sincronizar de forma automática todo el contenido de la biblioteca de fotos del teléfono con Internet. La App adicionalmente cuenta con herramientas de edición básicas por lo que podremos mejorar las imágenes guardando los cambios en la nube a medida que los realicemos.

upgrade

Muchas veces no es necesario actualizar el teléfono. Tomar provecho de servicios que administren los datos que no podemos almacenar localmente beneficia los tiempos de respuesta y el espacio disponible.

Que no se ponga lento! conservá la performance de tu equipo

Cuando los smartphones son nuevos suelen funcionar a la velocidad máxima que permite su hardware pero al pasar el tiempo pueden ponerse muy lentos, al punto de sacarnos de quicios. ¿Por qué sucede esto? Porque los teléfonos inteligentes no tienen nada de distinto a una computadora tradicional en este aspecto y cada cosa que instalamos consume no solo espacio sino que también agrega servicios y hace más pesado al sistema en general. Que debemos revisar:

  • Cantidad de Apps: las aplicaciones, pese a que no las estemos usando en un determinado momento pueden seguir activas en segundo plano. A medida que pasa el tiempo mientras más Apps haya más lento va a responder el equipo.
  • Cantidad de contenido: Todo lo que tenemos en nuestro teléfono (emails, fotos, mensajes y videos entre otros) pasa por un proceso de indexación, esto es un índice que conserva el sistema para saber donde está todo y poder encontrarlo más fácilmente. Al aumentar la cantidad de datos en el equipo aumentan los tiempos de respuesta para que el sistema encuentre cosas en este índice, haciendo lento al resto de las operaciones. Lo más común es encontrarnos con smartphones que tienen miles de fotos y debido a esto no responden adecuadamente.
  • Poco almacenamiento: los sistemas de los móviles utilizan el espacio libre para operaciones internas. Si el equipo se queda sin memoria es muy probable que responda a una velocidad mucho más lenta de lo que debiese.

Si reducir la cantidad de datos o Apps no ayuda siempre es efectivo restablecer el smartphone a la configuración de fábrica. Esto borra todo el contenido existente y vuelve a como estaba el sistema cuando era nuevo. Deberíamos hacer una copia de nuestros datos antes de realizar estos procedimientos.

Comentarios

comentarios

Related Posts

Evita que te espíen a través de tu webcam
¿Por qué no deberías publicar tus pasajes de avión?
Las aplicaciones con mejor interfaz de Android 2017
¿Cómo saber si sos vulnerable a BlueBorne, el nuevo malware que acecha a tu celular?
Descargar aplicaciones de otro países
5 aplicaciones imprescindibles si eres universitario
La mejor manera de aprender idiomas con tu smartphone