¿Por qué no deberías tener la misma contraseña en todas tus cuentas?

nada

Cada vez hay más noticias relacionadas a espectaculares hacks que revelan datos de millones de personas (como el que sufrió LinkedIn, por ejemplo) o a importantes ejecutivos de compañías de tecnología como Mark Zuckerberg, hackeado, o Sundar Pichai, CEO de Google, a quien le hackearon su cuenta en Quora y como estaba enlazada a su usuario de Twitter pudieron publicar mensajes en la red social del pajarito.

Nadie está exento de sufrir un ataque, pero hay algunas cosas básicas que se pueden tener en cuenta para poder escapar, al menos, a que hackeen todas nuestras cuentas. Lo básico, lo más básico de todo, es no tener la misma contraseña para todos los servicios. Nunca.

El motivo es obvio: si logran adivinar o robar tu password de cualquiera de tus servicios podrán hackear el resto. Si alguien consigue tu contraseña de Gmail podrá entrar a tu cuenta de Facebook, Twitter, LinkedIn, etc.

[dt_gap height=”10" /]

¿Cómo hacer?

Si bien es un poco complicado elegir una contraseña diferente para cada servicio utilizado, no es imposible y hay técnicas que pueden ayudar a solucionar este problema.contraseñas candado

Una de esas técnicas es elegir una frase maestra para los servicios más importantes. Algo que sea muy simple y puedas recordar de manera muy fácil. Por ejemplo: “Mi mamá es linda y tiene un perro”. A partir de esa frase se agarrará la primera letra de cada palabra y creará una contraseña: “Mmel Yt1P”. Esta clave no solo es alfanumérica sino que además no se trata de una palabra que pueda estar en un diccionario que puede ser descifrada rápidamente.

Y si querés usar esa contraseña para diferentes servicios lo que hacen algunas personas es elegir una característica del servicio en cuestión y a partir de ahí agregarla a la clave. Por ejemplo, para Facebook se podría elegir la palabra fotos (porque particularmente uso la red social para subir fotos) y crear la siguiente contraseña: “Mmel fotos Yt1P”. Es la famosa “Mi mamá tiene un perro” y a eso se le agregó la palabra “fotos” que es una característica de Facebook. Para Twitter podría usarse texto y para Gmail correos (es solo un ejemplo).

[d[dt_gap height=”10" /]p>

Gestores de contraseñas

 

Además, también hay gestores de contraseñas (como LastPassword, 1Password, Dashlane o KeePass). Los gestores funcionan como una caja fuerte: dentro están las contraseñas de todos los servicios que el usuario posee.

Se tratan de contraseñas aleatorias y de muchos caracteres que son imposibles de descifrar. El usuario no tiene idea de cuáles son esas contraseñas (puede verlas pero es imposible para alguien recordarlas todas). ¿Cómo se consiguen? Con una contraseña maestra. Para que el usuario pueda “destrabar” la caja fuerte tendrá que ingresar esa contraseña maestra.

Si bien se tratan de programas increíblemente seguros y una de las formas más potentes de proteger tus servicios con contraseñas imposibles para hackers hay un detalle muy importante a tener en cuenta: si el usuario se olvida de la contraseña maestra será imposible recuperar esa clave.

Comentarios

comentarios

Related Posts

¿Cómo protegerte del fallo en las redes WiFi?
Evita que te espíen a través de tu webcam
¿Por qué no deberías publicar tus pasajes de avión?
¿Cómo saber si sos vulnerable a BlueBorne, el nuevo malware que acecha a tu celular?
Aplicaciones para celular
Aprende a protege tu celular con estas 5 apps
Qué app descargar en Android para navegar mucho más rápido