No uses un celular con el vidrio roto, es más peligroso de lo que creés

nada

El teléfono inteligente es nuestro placer culposo en esta era moderna. La gran mayoría de los usuarios dependen del smartphone, ya sea para trabajar, estar comunicados o por puro entretenimiento. Y si bien criticamos y hablamos con seriedad sobre la necesidad de despegarnos un poco de tanta tecnología la realidad es que nuestro compromiso con esto es tan fugaz como el decaimiento de los porcentajes en la batería del celular.

Hablando de la batería de las cosas que duran poco en el smartphone está la pantalla. Si bien con bombos y platillos los fabricantes anuncian los avances de tecnologías diseñadas para aumentar la dureza y resistencia de los cristales la realidad es que los teléfonos modernos duran poco y nada si se caen al suelo.

Cuando el celular se cae como siempre digo “hay 50 y 50”. O zafaste increíblemente o se hizo trizas la pantalla. En realidad lo que suele sucumbir ante los golpes no es la pantalla en sí sino el digitalizador, que es el vidrio que tocamos con los dedos y que permite que el aparato responda adecuadamente.

El problema no solo comienza cuando se rompe el vidrio sino cuando averiguamos lo que cuesta reparar esto. Muchos usuarios terminan decidiendo usar el equipo roto, ya que pese al vidrio averiado pueden interactuar con la pantalla táctil.

Pero esto implica ciertos problemas serios que la mayoría de las personas desconoce.

El vidrio se está desprendiendo aunque no lo veas

A simple vista los cristales rotos no causan ningún problema, sobre todo si la pantalla tenía un film protector. Pero aunque no veas lo que pasa la realidad es que las astillas del digitalizador se desprenden día a día. Cuando movés el aparato, lo ponés y sacás del bolsillo. Esos vidrios fácilmente comenzarán a dañar el film si lo tuviese y caso contrario pueden literalmente cortarte la cara, la oreja y los dedos. No vamos a comparar al vidrio con una bomba atómica, por supuesto que no, pero los riesgos son reales, y los minúsculos fragmentos de vidrio que vos no ves se van a empezar a astillar en tu piel. Nunca te olvides que la posición en la que tenemos el smartphone en la cara queda muy cerca de los ojos, un cristal pequeño que se desprenda en el momento menos indicado puede traerte una seria complicación de salud.

$_86

La vista está sufriendo

1429735689693Ya que mencionamos los riesgos de los ojos tan cerca de un cristal roto también tenés que recordar que vas a estar esforzando la vista para poder ver el texto y las imágenes en la pantalla. Para ser justos exponer a nuestros ojos a la luz de cualquier display es dañino, y hay un grave problema con el exceso de tecnología en este aspecto. Pero cuando la pantalla está rota esto se agrava, ya que los pedazos de vidrio partido impiden ver correctamente el contenido y quienes usan el equipo así tienen que forzar el nervio óptico para tratar de completar los gráficos entre las rayas.

Hay soluciones más sensatas

Una imagen claramente ilustrativa de los nuevos films rigidos.

Una imagen claramente ilustrativa de los nuevos films rigidos.

Una vez que te decidas a reparar el vidrio y pantalla de tu smartphone tal vez quieras adquirir una lámina de cristal rígido para tu pantalla. Son como los films protectores comunes pero son mucho más duros, esto permite que si el equipo sea cae el vidrio esté muchísimo más contenido y pueda resistir mucho mejor el golpe. Se suelen comercializar como “film protector rígido” y por los precios que estuve viendo en los sitios de compra venta podés encontrar uno por algo de 200 pesos argentinos.

 

 

Comentarios

comentarios

Related Posts

Aprende a jugar a Pokemon GO con la pantalla apagada
¿Cómo limpiar la pantalla de la laptop?
¿Cómo hacer para que la pantalla de tu celular se prenda cuando lo miras y apague cuando lo guardas?
Elige el mejor televisor para tu hogar gracias a su pantalla
Una web más amistosa a la vista es posible con Deluminate
Cinco herramientas para acompañar a tu smartphone estas vacaciones