¿Puede estallar las baterías de tu Samsung? Te lo explicamos todo

nada

Samsung parece que está viviendo una auténtica pesadilla después de perder cientos de millones de dólares por un problema que afecta a las baterías de algunos Samsung Galaxy Note 7. A día de hoy ya han explotado 35 unidades de este dispositivo después de un sobre calentamiento anormal se está produciendo al enchufar las baterías a la corriente, pero ¿cómo se da la circunstancia para que la batería de un móvil explote?

Al parecer, todo este problema proviene de las celdas en las baterías de algunos Note 7, tal y como han reconocido desde Samsung. Muchos expertos como Mayte Gil (Instituto Tecnológico de la Energía en España), dicen que las explosiones vienen por un defecto de fabricación como la causa más probable del problema, pero lo que tenemos claro, es que nunca vamos a saber a ciencia cierta qué pasó en realidad con este pequeño lote de baterías que explotan, las grandes compañías apuestan por un secretismo a la hora de la fabricación de las baterías y en este caso no iba a haber una excepción.

baterías Samsung Note 7

¿Dónde reside el problema?

Problemas de software, encargado de decirle al teléfono cuando la batería se encuentra cargada o descargada, o algún compuesto químico que no se resultó ser tan exitoso como pensaba Samsung en un principio, son otras causas que también se rumorean.

Lo que sí sabemos es que las baterías de casi todas las compañías son de ion litio, estas baterías contienen algunos compuestos orgánicos y volátiles que al ser calentados (mientras conectamos a la corriente nuestro teléfono), genera el movimiento de una pequeña molécula cargada de litio desde el cátodo al ánodo y viceversa. Sin embargo para poder alargar la duración de la batería al máximo posible se necesita química, mezclas químicas las cuales sean capaces de hacer un buen transporte de litio en la mayoría de las baterías compuestas por pilas de electrolitos líquidos.

El electro líquido es una mezcla basada en carbonato el cual contiene ion litio, gracias a esto, nuestros teléfonos actuales son capaces de aguantar hasta un día de uso pero no exento de algunos riesgos, esto se debe a que los disolventes son orgánicos y volátiles que al calentarse alcanzan una temperatura de ebullición y se convierte en líquido de vapor.

El vapor necesita escapar del espacio hermético en el cual se encuentra encerrado y en ese momento, es cuando se producen las explosiones en nuestros teléfonos. De aquí proceden las explosiones de las baterías de Samsung. Cierto es que las baterías de ion litio no suelen provocar muchas explosiones a los usuarios pero nunca estaremos exentos de tener alguna explosión.

¿Los vehículos eléctricos también explotan y están afectados?

Muchos automóviles sufren golpes o colisiones que no son mayores pero que pueden llegar a crear alguna de estas situaciones. No hay que alarmarse porque muchas empresas de vehículos eléctricos aseguran que disponen de estas situaciones controladas a pesar de que no hay ninguna alarma dentro de estos autos, que nos puedan avisar en caso de que las baterías de nuestro auto explote.

El motivo principal de este tema de baterías, consiste en que las baterías están hechas en ausencia de oxígeno para evitar la inactividad del litio lo que provoca que las baterías puedan ser dispositivos delicados. Un cierre hermético que contiene una carcasa dura para evitar y asegurar ante golpes.

Mayte Gil recalca que los controles de fabricación son los adecuados e incluso algunos controles de fabricación son “exageradamente buenos“, la solución final a este problema es la sustitución de los electrolitos líquidos por otras alternativas que a día de hoy no están desarrolladas que sepamos.

baterías Samsung Note 7

Cada ciclo de carga y descarga se enfrenta a sobrecargas pero la pureza del sistema que lo acompaña garantiza la seguridad. El problema llega cuando hay un defecto en la producción de los electrodos en forma de impureza: “Basta un microgramo de una partícula de hierro, que caiga un diminuto contaminante para que se produzca un cortocircuito”.

En los momentos cuando la batería no resiste una sobrecarga se genera un punto (o varios) calientes lo que provoca un aumento de la temperatura hasta que el disolvente líquido se evapora y provoca una explosión debido a la falta de espacio en las pilas.

¿Hay salvación?

La profesora Gil trabaja en la sustitución de estos electrolitos por sólidos poliméricos, ya que de esa manera no habría ninguna evaporación de los disolventes en la batería  y las batería serían más seguras de lo que ya lo son en la actualidad, Gil aseguró que aún tendremos que esperar por esta solución pero que en tan sólo una década podríamos tener este cambio en nuestro pantalón del bolsillo.El principal problema es que los sólidos poliméricos no alcanzan una capacidad suficiente (a día de hoy), la cual compita con las baterías de ion litio de aviones, vehículos, smartphone, etc.

Comentarios

comentarios

Related Posts

Wearables
¿Sirven los wearables para algo más que hacer deportes?
Te traemos los mejores wearables para que disfrutes tus deportes
Samsung Galaxy Note 8, iPhone 8 o iPhone X ¿cuál es el rey?
samsung chg90
El nuevo monitor de Samsung que no podrás abrazar
Recupera todos los datos de tu móvil desde tu PC con PhoneRescue
También hay tablets en el MWC, Samsung Galaxy Tab S3